fbpx

Cómo ayudar a un niño que realiza sus actividades online

Muchos niños asisten a la escuela, pero hay otros, que por diversas razones no concurren presencialmente, y deben continuar sus estudios de manera online desde sus casas. Las clases por zoom resultan ser muy complicadas, especialmente para los niños pequeños. 

Es importante que los padres se involucren más con sus hijos. Mantener altos niveles de participación puede ser un desafío incluso para estudiantes adultos experimentados.

¿Cómo podemos ayudar a nuestros hijos a aprovechar al máximo estas experiencias de aprendizaje a distancia?

La Dra. Linda Carling, investigadora científica, comparte sus conocimientos:

1) Comprender las expectativas del aprendizaje a distancia.

Existen consideraciones de tiempo respecto al uso de una pantalla, los estudiantes que son mayores pueden manejar períodos de tiempo más largos que los estudiantes más jóvenes. Los niños pequeños, necesitan de la interacción y el juego para el aprendizaje.

2) Determine qué tipo de actividades funcionan mejor para su hijo.

¿Qué tipos de actividades de aprendizaje a distancia prefiere su hijo? ¿por qué? ¿su niño trabaja mejor con actividades sincrónicas en las que responde a un instructor en vivo o cuando usted lo acompaña?  Las respuestas a estas preguntas pueden ser valiosas para ayudar a planificar las experiencias de aprendizaje que funcionan mejor para su niño.

3) Fomente el movimiento.

Los niños necesitan mover el cuerpo con frecuencia durante el día, hay que darle ese espacio para que hagan ejercicios. Hasta algunos niños pueden concentrarse mejor en las tareas cuando están de pie.

4) Reduzca las distracciones.

Reduzca las distracciones cuando su hijo está completando el trabajo escolar, esto incluye el ruido o el desorden. La importancia de un espacio de trabajo designado que sea cómodo para su niño.

5) Ajuste su horario según sea necesario.

Considere trabajar con su hijo en aquellas actividades o temas que son más difíciles durante los momentos del día en que su hijo está más alerta y comprometido. El material de aprendizaje que es más fácil para un niño y, por lo tanto, avanza más rápidamente, se puede completar en un momento diferente (por la tarde o incluso otro día). También es útil compartir con su maestro lo que funciona mejor para usted y su hijo.

6) Utilice una lista de verificación para concentrarse.

Para algunos niños que tienen dificultades para concentrarse, será útil una lista de verificación visual básica de las tareas necesarias para una actividad en particular. Por ejemplo, si se le pide al niño que mire una lección, lea un mensaje y luego proporcione una respuesta por escrito, la lista de verificación tendrá palabras clave para cada una de estas actividades obligatorias: mirar, leer, escribir. El niño marcará cada tarea con usted a medida que se complete y recibirá un elogio positivo u otra recompensa cuando termine.

7) Dele a su hijo (y a usted mismo) un descanso.

Si algo es demasiado desafiante o su hijo ha alcanzado un nivel de frustración, está bien detener la actividad y darle un descanso. También está bien reducir el ritmo, lo que significa darle tiempo a su hijo para pensar y procesar la información. Está bien participar en segmentos de aprendizaje en lugar de tratar de abordar una lección completa de una sola vez. Pueden darse permiso para retomar esa lectura en otro momento o en otro día.

😎 Proporcione comentarios positivos inmediatos.

¡Cada vez que su hijo complete la instrucción de aprendizaje a distancia, brinde retroalimentación inmediata y positiva! Algo tan simple como poner una marca en su trabajo puede ser de gran ayuda para motivar a su hijo. Y no se olvide de celebrar, ya que está desempeñando un papel tan importante para ayudar a su hijo a aprender y crecer.

Facebook